Investigación

Más allá del reingreso: Un viaje de los inversores hacia un portafolio apto para el futuro

Preparando el escenario para reimaginar los bienes raíces en una era pospandémica

13 de septiembre de 2020

Si bien tanto los inversores como los usuarios están empezando a reimaginar sus estrategias a través de una lente completamente nueva, son en última instancia, las decisiones del inquilino sobre sus portafolios las que influirán en la forma en que los inversores piensan y actúan, creando así un efecto duradero en la industria. Ahora más que nunca, es el momento de reconsiderar cuidadosamente cómo el futuro del trabajo afectará su estrategia de bienes raíces.

En el eBook a continuación, aprenderá sobre las consideraciones clave y verá ejemplos específicos de cómo puede ayudar a su organización a priorizar la transformación de portafolios y espacios físicos a medida que avanza hacia la próxima normalidad.

Un viaje para reimaginar: Cómo crecer y prosperar en la próxima normalidad

Los bienes raíces están cambiando rápidamente, volviéndose más operativos, experienciales y variables. La comunidad de bienes raíces corporativos está impulsando cambios en el comportamiento a medida que avanza más allá del reingreso para centrarse en la reimaginación del trabajo y el lugar de trabajo. Los inversores deberán responder en consecuencia para atraer, retener y apoyar a sus inquilinos.

A medida que las economías globales se adapten y reemerjan, ellas también entrarán en la fase de la reimaginación. Los mercados comenzarán a establecer la "próxima normalidad" en la inversión y esto pondrá un enfoque agudo en las estrategias de personas primero, habilitadas para la tecnología y responsables. Para mantener el éxito, los inversores necesitarán administrar, operar e invertir en los mercados inmobiliarios para construir portafolios resilientes y productivos de una manera sostenible.

Este es el comienzo de un nuevo viaje para los inversores que será moldeado por una confluencia de ideas innovadoras de todo el panorama inmobiliario, incluyendo empresas, desarrolladores, prestamistas y asesores.

Cuatro pasos para reimaginar

El camino a reimaginar es una oportunidad para que los inversores rediseñen el uso que históricamente le dieron a sus portafolios, se centren en cómo volver a conectar las experiencias de los inquilinos y reposicionen sus portafolios en el entorno construido.

  • Investigue todas las posibilidades imaginables para recuperar los ingresos. Las empresas están en modo activo de abastecimiento de liquidez para evitar el colapso económico y mantener las actividades comerciales.
  • Reconstruya las operaciones para crear una base para lo que está por venir, ya sea que eso signifique mantener la continuidad del negocio o pivotar para minimizar las interrupciones.
  • Acelere la adopción digital para lograr la continuidad exitosa del negocio y la salud corporativa.
  • Replantee los modelos organizativos según las necesidades y preferencias de empleados e inquilinos.

Reposicionar portafolios y estrategias

A medida que los mercados comienzan a despertar, los inversores deben recalibrar sus estrategias para adaptarse a un panorama muy cambiante y los portafolios deberán evolucionar con los mercados para seguir siendo resilientes y productivos.

Nuevas estrategias

Los inversores implementarán nuevas estrategias para obtener exposición inmobiliaria, los portafolios se reutilizarán y diversificarán, la deuda se volverá a evaluar y se desarrollarán nuevas métricas para mantener los portafolios sostenibles.

Hoy en día, las estrategias tradicionales están siendo desafiadas a medida que los valores de los activos y el rendimiento del portafolio responden a los vientos en contra a nivel económico. En este entorno de tasas de interés ultra bajas e incertidumbre, los inversores considerarán los activos que producen ingresos y la relativa estabilidad de los bienes inmuebles como un vehículo para usar capital de forma segura.

Readaptación y diversificación de portafolios

Los inversores están equilibrando activamente sus portafolios existentes con sectores inmobiliarios defensivos y operacionalmente críticos. A medida que el sector de oficinas se adapte al próximo futuro de trabajo, los sectores y mercados que se consideran más resistentes al riesgo geopolítico y ambiental se beneficiarán, en particular los sectores de la salud, logística y otros sectores alternativos específicos.

La escasez de viviendas, las presiones de asequibilidad y una fuerza de trabajo cada vez más distribuida, desafiarán la jerarquía de inversiones de las ciudades y apoyarán el crecimiento de las geografías de innovación. Las tendencias seculares a largo plazo apoyarán la inversión en sectores alternativos que se están beneficiando del desarrollo demográfico, tecnológico y social.

A medida que los inversores se vuelvan cada vez más consecuentes sobre la responsabilidad social de sus decisiones, habrá un cambio hacia el equilibrio de las carteras para incluir inversiones de impacto. En los últimos años, tres de cada cuatro inversores se han comprometido a evaluar formalmente los aspectos no financieras relacionados con el medio ambiente y los aspectos sociales de su desempeño, según EY. Esto indica la importancia de estos compromisos y su impacto en la toma de decisiones.

Financiación

En el mercado actual, todavía hay capital disponible, ya que los mercados de deuda se han mantenido más líquidos durante la crisis del coronavirus que durante la gran crisis financiera. Esto posiciona a los mercados para una recuperación más rápida.

Se espera que las tasas permanezcan bajas durante más tiempo en las principales economías de todo el mundo, lo que mantendrá a los mercados competitivos y reforzará el atractivo de invertir en bienes raíces. A medida que las tasas sigan siendo bajas, más inversores buscarán términos de refinanciación atractivos como una forma de mitigar las presiones de los vientos económicos en contra, el debilitamiento de los fundamentos y las caídas de las valuaciones.

Los prestatarios también tienen un conjunto más amplio de fuentes de capital con la aparición y el crecimiento de los prestamistas no bancarios. Para aquellos que asignan fondos a estrategias de deuda, la financiación inmobiliaria ofrece un retorno atractivo ajustado al riesgo en comparación con otras clases de activos.

Espacio flexible

Una combinación de espacio tradicional y flexible será aún más importante en las estrategias de portafolio de bienes raíces comerciales en el futuro, especialmente porque los empleados ahora esperan la oportunidad de trabajar y estar más cerca de casa. Las empresas tendrán una mayor necesidad de espacio flexible para adaptarse a la expansión y contracción del portafolio, junto con la capacidad de respuesta a las crisis para flexibilizar sus necesidades de espacio según sea necesario.

Investigación de JLL El impacto de COVID-19 en el espacio flexible predice que la demanda de espacio flexible seguirá aumentando como resultado de COVID-19, aunque en una forma diferente a la que tomó antes de la pandemia. En general, creemos que el 30% de todo el espacio de oficinas se consumirá de manera flexible para 2030.

Rediseñar espacios

Si bien las empresas desarrollarán nuevas normas para los espacios en el futuro, los inversores pueden liderar rediseñando espacios para crear entornos más productivos. Esto incluirá apoyar a las comunidades en todo el espectro de bienes raíces, desde edificios de oficinas hasta activos residenciales, e incluso en las calles y en los sectores del transporte. A medida que avanzamos más allá del reingreso, los propietarios tendrán que reconsiderar las configuraciones espaciales para incluir los mandatos del gobierno sobre el distanciamiento social y el flujo de tráfico, manteniendo al mismo tiempo la flexibilidad en estos requisitos.

A medida que las empresas adoptan un modelo híbrido de trabajo flexible entre el lugar de trabajo, el hogar y los espacios compartidos, será imprescindible que los inversores aprovechen la tecnología y los datos de construcción para adaptar el espacio a las necesidades específicas de los inquilinos y seguir siendo flexibles a las demandas cambiantes. La tecnología deberá integrarse en todos los edificios, creando un activo digitalizado que genere ahorros de costos y maximice la rentabilidad.

Los inversores también están siendo presionados para diseñar edificios y espacios para lograr cero emisiones netas de carbono y abordar el cambio climático con lugares ultra eficientes y sensibles al medio ambiente alimentados por energía limpia. Para poder probar sus activos en el futuro y evitar que queden obsoletos, los propietarios deberán asegurarse de que sus edificios cumplan con los estándares de construcción y bienestar saludables y las acreditaciones globales. Los propietarios que se comprometan con estas iniciativas atraerán a los inquilinos actuales y futuros, quienes dan cada vez más importancia a estos aspectos.

Reconectar experiencias

La relación propietario/inquilino y la comunicación entre ellos nunca ha sido más importante y tendrá que ser más fuerte que nunca para mantener la confianza, permitir flexibilidad y garantizar la máxima protección financiera en ambos lados.

Los inversores pueden aprovechar la tecnología para construir relaciones con los inquilinos y volver a conectar experiencias para sus comunidades. Los propietarios deberán implementar y comunicar sistemas de seguridad robustos y compatibles para reconstruir la confianza de los inquilinos en los espacios compartidos. La programación virtual y la participación desempeñarán un papel clave en la comunicación futura en el lugar de trabajo, y los propietarios deberán poder aprovechar la tecnología para apoyar las necesidades de los inquilinos.

El trayecto desde la vuelta a las oficinas hacia su reimaginación permite a las organizaciones llevar adelante una realineación de sus estrategias y metas comerciales para transformar su desempeño a nivel general. Anticipamos que las empresas no volverán a la normalidad “anterior” como la conocíamos antes de la pandemia del COVID-19. Las empresas innovadoras se reinventarán para ser más resistentes, adaptando sus modelos operativos a la nueva normalidad. Estas son oportunidades para que las organizaciones florezcan en el futuro.

¿Está su negocio preparado para prosperar en un mundo post-pandémico? Obtenga más información sobre estos temas descargando el eBook completo a continuación.

Llena esta forma para descargar reporte

Hubo un error en el envío del formulario. Por favor, pruebe de nuevo.

AVISO DE PRIVACIDAD

Jones Lang LaSalle (JLL), junto con sus subsidiarias y afiliadas, es un proveedor global líder de servicios de administración de bienes raíces e inversión. Tomamos muy en serio nuestra responsabilidad de proteger la información personal que se nos proporciona.

Generalmente la información personal que recopilamos de parte de usted es con el propósito de dar respuesta a su consulta.

Nos esforzamos por mantener su información personal segura con el nivel apropiado de seguridad y la mantenemos por tanto tiempo como la necesitemos por razones legítimas de negocios o legales. Entonces la eliminaremos de manera segura. Para mayor información acerca de cómo JLL procesa sus datos personales, por favor vea nuestra declaración de privacidad.